sábado, 9 de enero de 2016

Un español de aquí, a un español de allí. Diario político y literario de FM. artículo publicado en LA CRONICA DEL PAJARITO 9-1-2016

UN ESPAÑOL DE AQUÍ, A UN ESPAÑOL DE ALLÍ

Artículo publicado en LA CRÓNICA DEL PAJARITO (DOMINGO) 9-1-2016

http://www.lacronicadelpajarito.es/domingo/un-espanol-aqui-a-un-espanol-alli

“En España ha habido siempre un Gobierno malo y una opinión descontenta, que aspiraba vehementemente a otro peor. Cuando fracasen las cabezas pediremos que gobiernen las botas” 
                          (Antonio Machado, enero 1915).  

Un español en el extranjero me pregunta por mi opinión sobre los resultados de las elecciones en España. En estos días, es cierto que se habla de la dificultad de formar un gobierno estable por parte de los dos principales partidos. Pero, tarde o temprano, se llegará -creo yo- a una solución de compromiso, que será un parche efímero. Porque el mal de España viene de lejos y se barrunta largo y de difícil pronóstico, al menos en un futuro inmediato, si no se toman decisiones, que no se tomarán, y si no surge una respuesta despierta por parte de los españoles, que no parece que vaya a suceder de inmediato, pues los medios de formación de opinión se encuentran divididos en dos bandos iguales y herméticos: los que apoyan al PP y los que en contra del PP aprovechan cualquier tema para destruir el Estado y la ley. 

El enfermo tiene mala pinta, en mi opinión, querido amigo. Mira, ahora y me temo que en el futuro más de lo mismo y peor, ahora es más fácil que tú, graduado universitario, encuentres trabajo de profesor en un país extranjero que en otra Comunidad que no sea aquella en la que resides. Por ejemplo, universitario que estás acabando la carrera o haciendo el Máster de Formación del profesorado, si vives en Murcia, no pienses en optar a ser profesor en Elche, localidad próxima a Murcia: porque ahí te pondrán la boina del valenciano, y tú no la usas, claro. Lo mismo si aspiras a trabajar de profesor o funcionario en Galicia, Navarra, País Vasco, Islas Baleares, etc, cada pedacito de España, casi, tiene su boina propia y particular. Tú no eres igual que otro español que lleve boina regionalista y nacionalista. 

¿Por qué este pedigrí de la boina está tan arraigado?, me pregunto. Y ¿por qué, tú, que has tenido acceso a una formación universitaria, internacional, moderna, a la que no tuvieron acceso mis padres, te dejarías manipular y vestir el cerebro con un bonete de ignorante o boina resudada de independentista y reclamador de privilegios? Pero, así están las cosas, amigo. Uno de los partidos ascendentes exige a la juventud la docilidad de boina y bonete ignorante. Lo terrible es que falta reflexión, falta valentía intelectual para denunciar a los que se proponen consagrar la desigualdad entre los españoles. Hemos asistido al espectáculo de una masa opinante enloquecida, acomplejada, ante aquellos que se presentan como antiestado, vendiendo la burra de sus transgresiones -que no son sino regresiones. Posiblemente, los derechos básicos de la igualdad ante la ley son tan defendibles como los llamados derechos sociales, con la preeminencia de los primeros pues sin ellos no cabe más que ahondar en el futuro la brecha de la desigualdad entre los ciudadanos españoles. 

Ayer, viendo como una televisión bromeaba con la palabra español, cuando un partido político coreaba "yo soy español", me preguntaba si pasaría lo mismo en cualquier otro país de civilización, es decir, si en otra parte es vergüenza y deshonor sentirse del país cuya ley le protege a uno en sus derechos. Sería el caso de poner en valor, ya, el derecho a la ciudadanía española, y quizá no deban tenerlo aquellos que lo vilipendien.  

Fulgencio Martínez 
Profesor de Filosofía y escritor

No hay comentarios:

Publicar un comentario