martes, 28 de enero de 2014

Cinco poemas de Xosé María Álvarez Cáccamo. Antología actual de Poesía española/19/ Revista Ágora



CINCO POEMAS DE XOSÉ MARÍA ÁLVAREZ CÁCCAMO

La continuidad de la tradición moderna de la poesía en lengua gallega a la vez que la experimentación poética



            Xosé María Álvarez Cáccamo (Vigo, Galicia, 1950) es uno de los grandes escritores gallegos en la actualidad. Creador en poesía, narrativa y teatro, se ha dedicado también a experimentar con poemas objetuales.

Recibió, entre otras distinciones, el prestigioso premio Esquío de poesía (en 1986) y el Premio de la Asociación de escritores en Lingua Galega (en 2004). En su libro Habitación del mar. Antología, reúne en edición bilingüe castellano-gallego una amplia muestra de sus poemas publicados hasta 2003. Ha editado y comentado obras de los poetas clásicos gallegos del siglo XX, como Longa noite de pedra, de Celso Emilio Ferreiro.


POEMAS (SELECCIÓN Y TRADUCCIÓN AL CASTELLANO, DEL AUTOR)
 

              ONDA

Vémola vir en sombra, serpe azul, 
boa constríctor a reptar por riba
da codea do horizonte, unha ameaza
que nos deixa expectantes,
de pés sen base e brazos fervorosos
e un cinto de salitre a circundar
os corpos case nus.

Chega de lonxe, trae de mar aberto
un motor espiral, poder escuro
de vertixe que medra
con sede de augas novas, enxurrada
voraz de sal e escuma,
famenta de estoupidos e fervenzas.

Berramos ¡onda! ¡onda!,
trementes de desexo e de pavura,
e nadamos en busca desa liña
do tempo onde debuxa o mar un ángulo
exacto e unha cifra
de valor infinito, pausa negra
anterior aos feroces abanqueiros,
imáns e remuíños e funís
que nos transportan, desaparellados
e rotos contra o vidro das areas.

A viaxe polas cegas galerías
foi un século branco, unha verdade
de onde regresamos co relato
da vida como instante radical.

Vocabulario das orixes, 2000


                  OLA



Vemos que viene en sombra, sierpe azul, 
boa constríctor, repta por encima
de la piel del horizonte, una amenaza
que nos deja expectantes,
de pies sin base y brazos fervorosos
y un aro de salitre que circunda
cuerpos casi desnudos.

Llega de lejos, trae de mar abierto
un motor espiral, poder oscuro
de vértigo que crece
con sed de nuevas aguas, aluvión
voraz de sal y espumas,
hambrienta de estallidos, cataratas

Gritamos ¡ola!, ¡ola!,
trémulos de deseo y de pavor,
y nadamos buscando aquella línea
del tiempo donde el mar dibuja un ángulo
exacto y una cifra
de valor infinito, pausa negra
anterior a las fieras cataratas,
que son imán, embudo, remolino
y nos transportan, desaparejados
y rotos contra el vidrio de la arena.

El viaje por las ciegas galerías
fue blancura de un siglo, una verdad
de donde regresamos con la historia
de la vida, un instante radical.




               RÍO

O río está prohibido. Linde último, 
onde as areas rompen arañadas
detéñense os meus pés.
Na ribeira de alén o vento labra
distancias de cor cega, e esparexe
un pouso de fariña que confunde
marés, cardos e dunas.

                                         Que ninguén
se atreva a entrar no río, un eco morto
asenta a súa voz na lama, leito
de colchas renegridas. Por debaixo
das augas, corredores de luz verde
arrastran aos que nadan descuidados
a un mar de rosas negras.

O río está prohibido e , non obstante,
algunhas tardes veñen rapaces doutras casas
e caen desde a ponte como frechas
de chumbo que atravesan os espellos
e pérdense entre os muxos e regresan
ceibos de norma e lei, inesperados.

Porque son doutras casas
e veñen dos lugares da ribeira confusa
non hai quen lles prohiba entrar no río.
E nós disimulamos a envexa que nos mata
xogando coas areas, na fronteira
que non debemos nunca atravesar.

Vocabulario das orixes, 2000

                      RÍO

El río está prohibido. Último límite,
donde rompen arenas arañadas
se detienen mis pies.
En la orilla remota labra el viento
distancias de color ciego, y esparce
sedimentos de harina que confunden
mareas, cardos, dunas.

                                      Y que nadie
se atreva a entrar al río, un eco muerto
su voz asienta en barro, en ese lecho
de colchas renegridas. Por debajo
del agua, los pasillos de luz verde
arrastran a quien nada descuidado
a un mar de rosas negras.

El río está prohibido y, sin embargo,
algunas tardes vienen muchachos de otras casas
y caen desde el puente como flechas
de plomo que atraviesan los espejos,
se pierden entre mújoles, regresan
libres de norma y ley, inesperados.

Porque son de otras casas
y vienen del lugar de la orilla confusa
no hay quien les prohiba entrar al río.
Nosotros escondemos la envidia que nos mata
jugando con la arena, en la frontera
que no debemos nunca atravesar.




        DALGÚN LUGAR EMERXO...


DALGÚN lugar emerxo, 
dunha casa en derrota, gangrenada,
dunha alcoba oprimida, onde non colle o corpo.

E nunca chego a tempo
para darlle compaña nin xantar
a este home remoto
que di ser o meu pai.
Esmágame o silencio, o desacougo
de perder a hora xusta, non saber
subir as escaleiras, alcanzar
a porta que se abre
na boca mesma
do precipicio.

Detrás do vidro turbo
anda o meu pai a enredar nos seus papeis
e non os recoñece.
A nai en agonía e os irmáns
imprevistos, ausentes, desprendidos do ar.

Vento de sal, 2008



DE ALGÚN lugar emerjo, 
de una casa en derrota, gangrenada,

de una alcoba oprimida, donde no cabe el cuerpo.

Y nunca llego a tiempo
para dar compañía ni comida
a este hombre remoto
que dice ser mi padre.
El silencio me aplasta, la inquietud
de perder la hora justa, no saber
subir las escaleras, alcanzar
la puerta que se abre
justo en la boca
del precipicio.

Detrás del vidrio turbio
mi padre se entretiene en sus papeles
y no los reconoce.
La madre en agonía y los hermanos
imprevistos, ausentes, desprendidos del aire.




                   POR MANDADO DA BOCA DO SEÑOR...



POR MANDATO da boca do Señor da Torre dos Abismos,
ollos de mira telescópica espreitan desde o alto dos pombais da culpa.
Sistema ocular de sentinela e sacramento en órbita de elíptica
completa,
frades, misioneiros e priores,
diáconos, vigairos e arcediagos,
sacerdotes, arcebispos e custodios,
esculcan e sinalan 
e marcan os que deben ingresar no baño de grisú para ficaren
limpos de toda vibración. 

E silandeiramente,
con tacto garimoso e temperada 
gramática oratoria,
van envolvendo a pel
dos mozos descuidados,
das rapazas de labios indecisos,
das crianzas que cantan.

Cerco, asexo, espreita e persecución de labios, torso e nádegas de
arcanxo.

Polos corredores en brétema sen eco
e amparados de lóbrega sombra
e na discreción da sacristía de espellos craquelados 
e nos obradoiros da alquimia onde goberna erecto Asmodeo,
chamado Criatura 
de Xuizo,
e no rigor do estudo e con febre da luz de primavera,
os confesores e os prefectos entregados á veneración da dama
branca,
a que respira entre flores, a nai de rostro traballado con salitre de bágoa dolorosa,
reciben lume en fragor insuperábel que lles queima nas inguas
e avanzan impelidos e non ceibes senón desorbitados,
no agarimo e fascinio da pel máis delicada
con norma de segredo para sempre, fillo,
amantísima filla,
ollos, cabelo e pube de pel de albaricoque.

Son setecentas mil criaturas amadas en reserva de lóbrega sombra,
forza de setecentas mil atmósferas enriba da memoria vencida das
crianzas
que por primeira vez sentiron o vapor mortal, a queimadura gris
dos labios da Boca de Deus, a desdentada, a de catro fías de
dentes como follas de estruga

A boca da galerna, 2011.(Fragmento)



POR MANDATO de la boca del Señor de la Torre de los Abismos,
ojos de mira telescópica acechan desde lo alto de los palomares de
la culpa.
Sistema ocular de centinela y sacramento en órbita de elíptica
completa,
frailes, misioneros y priores,
diáconos, vicarios y arcedianos,
sacerdotes, arzobispos y custodios,
espían y señalan
y marcan a los que deben ingresar en baño de grisú para quedarse limpios de toda 
               vibración.

Y silenciosamente,
con tacto cariñoso y moderada
gramática oratoria,
van ciñendo la piel
de mozos descuidados,
de muchachas de labios indecisos,
de los niños que cantan.

Cerco, acecho, vigilancia y persecución de labios, torso y nalgas de arcángel.

Por los pasillos en niebla sin eco
y amparados de lóbrega sombra
y en la discreción de la sacristía de espejos craquelados
y en los talleres de alquimia donde gobierna erecto Asmodeo, llamado Criatura de Juicio,
y en el rigor del estudio y con fiebre de luz de primavera,
los confesores y los prefectos entregados a la veneración de la dama blanca,
la que respira entre flores, la madre de rostro trabajado con salitre
de lágrima dolorosa,
reciben fuego en fragor insuperable que les quema en las ingles
y avanzan impelidos y no libres sino desorbitados,
en la caricia y la fascinación de la piel más delicada
con norma de secreto para siempre, hijo,
amantísima hija,
ojos, cabello y pubis de piel de albaricoque.

Son setecientas mil criaturas amadas en reserva de lóbrega sombra,
fuerza de setecientas mil atmósferas encima de la memoria vencida de niños y niñas
que por primera vez sintieron el vapor mortal, la quemadura gris
de los labios de la Boca de Dios, la desdentada, la de cuatro filas de dientes como hojas
              de ortiga.



                                         
                                            POEMA INÉDITO



capturado no interior dos lindes da distancia febril 
camiño por enriba dos muros ourizados de vidro
agabeo paredes quebradizas atraveso
parques insondábeis
derrúbome
sobre a tona dos lamazais negros
interrumpo o xantar dos humildes
cando atraveso a luz dos tristes comedores rotos
arrástrome
por dentro do sistema suburbano das tuberías podres

teño moita sede

outra xente
os que non me recoñecen na miña condición de cidadán proscrito
camiñan a pé firme
equilibrado ritmo roupas claras e finas
persónanse correctos puntuais
nos limiares aos que foron convocados

presentan documentos pertinentes
no mostrador da oficina miserábel

unicamente eu non


                                                                                 (inédito. 2012)



capturado en el interior de los límites de la distancia febril
camino por encima de los muros erizados de vidrio
trepo paredes quebradizas atravieso
parques insondables
me derrumbo
sobre la corteza de los barrizales negros
interrumpo la comida de los humildes
cuando atravieso la luz de los tristes comedores rotos
me arrastro
por dentro del sistema suburbano de las tuberías podridas

tengo mucha sed

otra gente
los que no me reconocen en mi condición de ciudadano proscrito
caminan a pie firme
equilibrado ritmo ropas claras y finas
se personan correctos puntuales 
en los umbrales a los que fueron convocados

presentan documentos pertinentes
en el mostrador de la oficina miserable

yo soy el único que no





 * Todos los poemas han sido traducidos por el propio autor del original en gallego. Agradecimientos a Xosé María Álvarez Cáccamo, y también al autor de la fotografía del poeta: Anxo Cabada.
 


                          NOTA BIBLIOGRÁFICA




Xosé María Álvarez Cáccamo nació en Vigo (GALIZA) en el año 1950. Es profesor de Literatura, poeta, y crítico literario. Ha publicado además obra narrativa y teatral. Se dedica también a la creación de poemas objetuales. Como poeta recibió el Premio “Esquío“(1986), el Premio de la Asociación de Críticos de España (1987), el Premio de la Crítica de Galiza (1998), el Premio “González Garcés” (1999), Premio "Arume de Poesía para Nenos" (2001), el Premio de la Asociación de Escritores en Lingua Galega (2004) y el Premio “Irmandade do Libro” (2007). 

Es autor de los siguientes libros de poemas :  Praia das furnas  (1983), Arquitecturas de cinza (1985), Os documentos da sombra (1986), Luminoso lugar de abatimento (1987), Cimo das idades tristes  (1988), Fragmentos de mar (1989), O lume branco (1991), (traducción al catalán : Foc blanc, 1994; al francés, Le feu blanc, 2008), Colección de espellos (1994), A escrita das aves de marzo (1997), Calendario perpetuo (1997),  Os cadernos da ira (1999), Vocabulario das orixes (2000), Depósito natural (2002), Vilar dos fillos (2004), Vento de sal (2008), Cántico dos topónimos esdrúxulos (2010) e A boca da galerna (2011), ed. bilingüe galego-castellano.. En Ancoradoiro. Obra poética (1983-2003), editado en 2003, se reúnen sus libros poéticos publicados hasta el momento y Habitación del mar. Antología, 1983-2003 (2004) recoge una amplia selección de sus poemas en edición bilingüe castellano-gallego. Manuscritos do ar (2007) es una antología que incluye varios poemas autógrafos. En la selección titulada De sombras e poemas que son casas (2010) se incorpora un CD con poemas recitados por el autor.


Como narrador publicó los libros de relatos Microtopofanías (1992) y A luz dos desnortados (1996) (traducción al catalán: La llum dels extraviats, 2000) y el relato ilustrado Un home impuntual (2010) y como autor teatral Monstro do meu labirinto  (1987), Casa dormida (1988), Soidades de amor que non chega (2007) y Farsa da banca macabra (2012).. Memoria de poeta (2006) es un compendio autobiográfico. Tempo do pai (2008) recoje la evocación de la vida de Xosé María Álvarez Blázquez.


Ha publicado, así mismo, narrativa infantil: Pedro e as nubes (1996), Ganapán das palabras (1998), Dinosaurio Belisario (2001) (traducción al catalán: Dinosauri Belisari, 2001, y al castellano: Dinosaurio Belisario, 2001) y O segredo do pan (2005) y poesía para niños: Lúa de pan (2002).

Son de su autoría las ediciones comentadas de los libros de Celso Emilio Ferreiro Longa noite de pedra (1985) y Onde o mundo se chama Celanova (1991), la edición de la Poesía Galega Completa (1987) de Xosé María Álvarez Blázquez, las antologías 50 anos de poesía galega. A xeración do 36 (1994), y O libro dos cen poemas. Antoloxía da poesía infantil galega (2002), esta última en colaboración con Marisa Núñez y las biografías Antón Avilés de Taramancos (2002) y Vida de Antón Avilés de Taramancos (2003).


Sus colaboraciones críticas (comentarios, artículos, prólogos, conferencias) están dedicadas fundamentalmente a la poesía gallega de la segunda mitad del siglo XX y fueron recogidas en el libro Espazos do poema (2009).


Su obra poética y narrativa fue traducida al inglés, francés, italiano, alemán, ruso, castellano, catalán, euskera y portugués.


REVISTA ÁGORA DIGITAL/enero 2014/ Antología actual de poesía española




        

No hay comentarios:

Publicar un comentario